Violencia Familiar

Se define como aquellas agresiones que se producen en el ámbito privado. Dos elementos deben tenerse en cuenta en la definición: la reiteración de los actos violentos (agresiones físicas, psicológicas, sexuales o de otra índole que son dirigidas generalmente a los miembros más vulnerables de la familia: niños, mujeres y ancianos);  y la situación de dominio del agresor que utiliza la violencia para el sometimiento y control de la víctima.

Una de las características del maltrato familiar es, por un lado, el comienzo temprano en la historia de la relación, y por otro, la cronicidad.  La tolerancia a esta situación se explica por razones económicas (dependencia), sociales, (la opinión de los demás y el aislamiento) y familiares (falta de apoyo, la protección de los hijos). También existen variables psicológicas (que son las más importantes) como :La minimización del problema resultante de la habituación a la situación de tensión; el miedo; la indefensión generada; la resistencia a reconocer el fracaso de la relación ,el temor al futuro , la vergüenza, etc.

 

Violencia de género

Este término hace referencia a la violencia específica contra las mujeres, que es utilizada como instrumento para mantener la discriminación, la desigualdad y las relaciones de poder de los hombres sobre las mujeres. Comprende la violencia física, sexual y psicológica incluyendo las amenazas, la coacción, o la privación arbitraria de libertad, que ocurre en la vida pública o privada y cuyo principal factor de riesgo lo constituye el hecho de ser mujer.

Consecuencias de la violencia de género

Conductas de ansiedad extrema. Son fruto de una situación de amenaza incontrolable a la vida y a la seguridad personal. La violencia repetida e intermitente, entremezclada con períodos de arrepentimiento y ternura, suscita unas respuestas de alerta y de sobresalto permanentes.
Depresión y pérdida de autoestima, así como sentimientos de culpabilidad. Los síntomas de depresión, como la apatía, la indefensión, la pérdida de esperanza y la sensación de culpabilidad, contribuyen a hacer aún más difícil la decisión de buscar ayuda o de adoptar medidas adecuadas. La depresión está muy relacionada con el déficit de autoestima y la falta gradual de implicación en actividades lúdicas. Los sentimientos de culpa están relacionados con las conductas que la víctima ha realizado para evitar la violencia: mentir, encubrir al agresor, tener contactos sexuales a su pesar, consentir el maltrato a los hijos, no educarles adecuadamente, etc. Los sentimientos de culpabilidad se refieren a conductas como por ejemplo no quedarse calladas, no acceder a las peticiones no razonables del marido, o a la forma de ser (verse estúpidas, sentirse poco atractivas, considerarse provocadoras, etc.
Aislamiento social y dependencia emocional del hombre dominante. La vergüenza social experimentada puede llevar a la ocultación de lo ocurrido y contribuye a una mayor dependencia del agresor, quien a su vez, experimenta un aumento del dominio a medida que se percata del mayor aislamiento de la víctima.

Formas de violencia

Física: Lesiones corporales infligidas de formaintencional: golpes, quemaduras, agresiones con armas,  traumatismos, heridas, etc.

Psicológica: Humillaciones, desvalorizaciones, críticasexageradas y públicas, lenguaje soez yhumillante, insultos, amenazas,culpabilizaciones, aislamiento social, controldel dinero, no permitir tomar decisiones.   Consecuencias: Trastornos por estrés post-traumático, ansiedad, depresión, intentos de suicidio, abuso del alcohol, las drogas y los psicofármacos. Trastornos por somatización.

Social: Aislamiento social, pérdida de empleo, absentismo laboral, uso de la violencia con sus propios hijos.

Sexual: relaciones sexuales forzadas, abuso, violación, enfermedades de transmisión sexual, embarazos de riesgo y abortos.

Consecuencias sobre los hijos como testigos de Violencia Familiar

  • Riesgo de alteración de su desarrollo integral
  • Sentimientos de amenaza (su equilibrio emocional y su salud física están en peligro ante la vivencia de escenas de violencia y tensión).
  • Dificultades de aprendizaje.
  • Dificultades en la socialización.
  • Adopción de comportamientos violentos con los compañeros
  • Mayor frecuencia de enfermedades psicosomáticas y trastornos psicopatológicos secundarios
  • Con frecuencia son víctimas de maltrato por el padre o la madre
  • Violencia transgeneracional: se ha establecido relación entre los niños maltratados y la violencia familiar en el futuro
  •  Alta tolerancia a situaciones de violencia